A sign hangs in the window at a Sika AG adhesives and cement manufacturing facility in Zurich, Switzerland, on Monday, Sept. 7, 2015. Sika's founding Burkard family remains committed to selling its $3 billion-stake in the adhesives maker against the company's will, saying it would be impossible to go back on the deal with Cie. de Saint-Gobain SA even if they wanted to. Photographer: Chris Ratcliffe/Bloomberg

Sika compra Parex, el fabricante de cementos Klaukol

El fondo CVC, propietario de la firma argentina, recientemente vendió sus operaciones en todo el mundo al grupo suizo Sika por 2.200 millones de euros. La firma suiza potenciará su negocio de morteros y superará los u$s 8190 millones en ventas, convirtiéndose en un nuevo jugador en el horizonte de la industria de la construcción.

 

Viernes 01 de febrero de 2019

 

Hasta ahora, el propietario de Klaukol era la empresa francesa Parex, a su vez controlada por el fondo CVC Fund que acaba de sellar un acuerdo de venta de todos sus activos globales con el conglomerado suizo Sika, la fabricante de productos químicos también con presencia en la Argentina.

Sika realizó una oferta vinculante de 2500 millones de francos suizos – u$s 2600 millones – para adquirir Parex, de esta manera, CVC Fund V, propiedad del fondo de private equity CVC Capital Partners, se desprenderá de la firma luego de casi cinco años en su poder.

Con esta adquisición, Sika superará los 8000 millones de francos suizos – u$s 8190 millones – en ventas, mientras que duplicará el volumen de su negocio de morteros que alcanzará los 2300 millones de francos suizos – u$s 2350 millones -. Desde la firma helvética, esperan completar la operación, que será financiada a través de un préstamo otorgado por UBS y Citi, para el segundo o tercer trimestre de 2019.

“Utilizaremos la tecnología de Parex como una plataforma de crecimiento en los 101 países en los que operamos, además de usar sus canales de distribución para vender nuestros productos. Esto potenciará el crecimiento de nuestras ganancias”, expresó, mediante un comunicado, Paul Schuler, CEO de Sika.

Según los analistas, la operación se enmarca en una práctica común en el sector, con los grandes players comprando empresas especializadas más pequeñas para aprovechar su red de distribución y ampliar sus productos a un nicho determinado. “Aún continúa siendo un sector muy fragmentado, con compañías como Sika actuando como consolidadores”, explica Phil Roseberg, analista dedicado al área de construcción en Bernstein. En 2018, la propia firma suiza tuvo que rechazar una oferta hostil de compra por parte de otro de los grandes players de la industria, la francesa Saint-Gobain.

Recientemente, Schuler reveló que la compañía suiza tiene previsto realizar entre cuatro y seis compras más en 2019, aunque todas de menor relevancia que esta, según consigna Reuters. Sika también está interesada en partes del negocio de BASF que rondan en los 3000 millones de euros – u$s 3400 millones-, sin embargo, Schuler confirmó que ahora “no es posible una fusión”. Y agregó: “Tendríamos que ver qué sucede si llegara a dividirse, en ese caso, lo miraríamos”.

 

Klaukol en Argentina

Klaukol es considerada una de las marcas líderes en el mercado local de adhesivos y pastinas destinadas a la colocación de cerámicos, con un portfolio de 22 productos diferentes. En el 2013, Parex invirtió $30 millones para la construcción de una planta para la fabricación de adhesivos en Rosario, con capacidad de producir 160.000 toneladas anuales, esto le permitió a la empresa incrementar en un 40% su capacidad de producción.

El traspaso local a manos de Sika no llega en un buen momento para el sector en donde opera. De hecho, la caída en la actividad de la construcción cayó 31,8% en diciembre pasado, último índice oficial publicado.

Se trata del Índice Construya, que es elaborado por las 11 empresas más grandes de la construcción del país y que también revela que la actividad cayó de manera acumulada un 7% en el 2018.

Por su parte, el Indec estima que la actividad registró una baja del 15,9% en noviembre del año pasado respecto de igual mes del 2017, mientras que el empleo acentuó su deterioro con la pérdida de 11.099 puestos en la comparación interanual.

 

Fuentes: www.cronista.com y www.iprofesional.com